martes, 2 de febrero de 2010

Blame it on the boogie, do what you wanna !Que fuerte!

En más de una ocasión he criticado la excesiva utilización por parte del Gobierno de España de los llamados “Globos Sonda”. Lanzo una propuesta, espero las reacciones y, en razón de las mismas, rectifico o avanzo. Más allá del manido uso y abuso de esta técnica de marketing, más preocupante es el desprecio que encierra la misma hacia otros actores políticos, sociales o simplemente hacia los ciudadanos y ciudadanas destinatarios finales de sus ocurrencias. La propuesta de elevación a los 67 años la edad de jubilación es un buen ejemplo de tal desleal comportamiento político. A hierro frío la expongo para posteriormente a hierro incandescente la amoldo. A buen seguro, no cobrada la pieza, este desgobierno la matizará a la baja con otros recortes o modificaciones de las actuales condiciones, ya paupérrimas, de que disfrutan los trabajadores y trabajadoras. Una puede ser la extensión de los años de cotización a los efectos del cálculo de la pensión, otra la voluntariedad de la extensión de la vida laboral, otra...., cualesquiera medida que, por mínima que sea, responsabilice a los no culpables de la actual crisis de sus consecuencias, y por ende que la paguen. En definitivas cuentas, ya lo decía el bueno de Mickel, échale la culpa al “booguie” y como dice también el no tan bueno de Almunia, haz lo que quieras y responsabiliza a los paganinis de siempre: Los trabajadores y trabajadoras.

1 comentario:

Álvaro Dorian Grey dijo...

ZP tira la piedra y esconde la mano, o mejor dicho, se esconde detrás de grandes empresarios. Los mismos que, ere que ere, siguen pidiendo una reforma laboral. De pronto, al PP, le parece hasta bien esta medida... jojojo, esto es pá mear y no echar gota.
saludos y salud